Nunca Has Logrado Tanta Paz y Relax

De acuerdo con investigaciones realizadas por el Dr. Spiegal, psiquiatra de la Universidad de Stanford, cuando una persona es guiada a los niveles mentales del trance mediante hipnosis, eso le permite enfocarse en la resolución de problemas específicos, mientras se mantiene en un confortable estado de profunda relajación, lo cual le permite lograr una mejor control sobre las respuestas de su cuerpo

Algunas personas creen que los estados físicos y mentales que se logran mediante la hipnosis, sumen al paciente en un estado de estupor o indefensión, cuando en realidad sucede exactamente lo contrario, ya que dichos estados mentales permiten lograr una atención concentrada, como la que se logra naturalmente cuando nos quedamos absortos mirando una película de cine.

Durante un estado de trance, se comienza ayudando al consultante a lograr una relajación tan profunda como pocas veces habrá logrado en su vida, y luego se puede incrementar esa ayuda con sugestiones positivas, que le permitan desplegar potencialidades dormidas dentro de si mismo.

El control del estrés y el dolor que produce un estado de trance puede llegar a ser tan intenso, que en numerosos casos se lo utiliza como una alternativa más saludable a los relajantes y anestésicos químicos, permitiendo llevar a cabo hasta operaciones tan importantes como un parto, sin necesidad de ninguna otra anestesia.

Las investigaciones llevadas a cabo por la Universidad de Stanford han llegado a la conclusión de que en los momentos de profunda relajación que se logran mediante la hipnosis, se logra relajar no solo el cuerpo sino también la mente en una forma tan intensa, como no puede lograrse durante nuestra vida diaria.

La Hipnosis El Estrés y La Ansiedad

Cuando se recurre a la hipnosis para hacerle frente al estrés y la ansiedad, se logran profundos niveles de relajación, que permite aliviar las sensaciones físicas desagradables que acompañan los momentos de estrés y ansiedad

¿Cómo Se Logra Semejante Relajación?

Algunas persona que se sienten abrumadas por el nivel de estrés que han alcanzado en su vida se preguntan ¿Lo podré hacer yo también?

Y sabiendo lo profundo que es el estado de relajación que se logra mediante una sesión de terapia de trance, resulta sorprendente saber que cualquier persona puede lograr este increíble estado de paz y relajación, pues en realidad el paciente lo único que necesita hacer es escuchar, e imaginar lo que su terapeuta le dice.

En realidad todo el mundo posee la capacidad de lograr un profundo estado de relajación, pero nuestros intentos se ven fallidos cuando al mismo tiempo que intentamos relajarnos, nuestra mente se encuentra pensando en cosas que nos estresan. Pero aquí es donde la hipnosis se vuelve una herramienta tan poderosa, pues al seguir las instrucciones del terapeuta, rápidamente logramos desengancharnos de lo que nos estresa, y así logramos alcanzar la paz mental y la relajación física.

Estudios Científicos Confirman Estas Afirmaciones

Existen numerosos artículos y estudios científicos publicados, que afirman la efectividad de los estados mentales especiales que se logran mediante la hipnosis y la terapia de trance, como por ejemplo:

La Universidad de Stanford afirma que la hipnosis puede ayudar con:

  • El control del dolor físico y emocional
  • Dejar de fumar
  • El manejo de la ansiedad
  • Los efectos colaterales de tratamientos como los vómitos y la nausea
  • El control del estrés
  • Las fobias

Y el Journal of the National Cancer Institute ha informado que:

La hipnosis se ha transformado en una comprobada herramienta científica, al poder constatar que las personas que fueron hipnotizadas antes de una intervención quirúrgica, experimentaron menos estrés, menos dolor y menos fatiga, y no solo se recuperaron más rápidamente durante el post operatorio, sino que además requirieron menos anestesia para las operaciones, lo cual permitió lograr un ahorro de $ 700 dólares por paciente.

Yo puedo ayudarte. Y me gustaría mucho poder hacerlo. Escríbeme y cuéntame tu problema a: doctorbonomi@gmail.com

Con mis mejores deseos
Dr. Roberto A. Bonomi